Corredera Osciloparalela

Las correderas paralelas de Hermet-10 son ventanas excepcionales. En ellas se encuentran las ventajas de economía de espacio que usted busca en una corredera, pero además toda la precisión de cierre y eficacia aislante de la ventana Hermet-10.

Máxima estanqueidad y total seguridad, son las ventajas de la corredera paralela Hermet-10®.

Con su sistema exclusivo de herrajes, la corredera paralela presenta un recorrido muy suave y cómodo, desplazando ligeramente el plano de la ventana hacia el interior. En el momento del cierre, el plano móvil se desplaza de nuevo hacia el exterior, quedando en posición cerrada perfectamente alineado con la hoja fija, a diferencia de los sistemas de correderas convencionales.

Este sistema permite a la ventana cerrar con la máxima estanqueidad, quedando además perfectamente asegurada por varios puntos de cierre que se distribuyen alrededor de todo el perímetro del marco.

La corredera paralela de Hermet-10® se construye con los habituales perfiles Kömmerling, ofreciendo las máximas prestaciones aislantes, fácil conservación y gran durabilidad, y además ofrece una gran variedad de acabados diferentes.